CNI-CIG

Reunión con colectivas feministas. Tijuana. Palabras de la Comandanta Dalia. (2007)

16 de abril de 2007

Así como ya platicaron cómo era sus vida en esta ciudad, cómo vivían antes, así vivían nuestros abuelos también, mi papá, mi mamá. Vivían con los patrones, nos contaba mucho cómo los pasaba. Mi papá, este, trabaja con el patrón de lunes a sábado, sólo domingo tenía permiso para buscar leña.

Igual como estaba platicando y cuando estaba enfermo, tienen que ir a trabajar, y sino, no trabaja bien, ahí va su chicote. Igual con mi mamá, lavaba su ropa del patrón, cargaba su hijo del patrón, molía este, maíz para los animales, molía este sal para los animales. Ellos no estudiaron nada, no saben hablar ni una palabra de español, ni una letra lo conocen, los dos. Así como dicen orita, que ustedes ya están en libertad, aprenden, salen a luchar con otras mujeres, con otras compañeras. Hasta ellas lloran, porque ellas vivieron con su patrón. No los dejaban escuchar palabra de Dios, si alguien va a ir a escuchar palabra de Dios lo castigan. Ese patrón se ve como un dios …(inaudible)…, cuando está enfermo no lo podías abrir ni un pedazo de su puerta, tienes que respetar mucho. Cuando lo sacamos nuestro sombrero, lo hacemos así, si no lo sacas te regaña. Si tiene calentura, si tiene gripa, peor. Un pedacito lo abres su puerta. Por eso así nos contó mi papá y mi mamá. Lloraban por eso, que orita que ya hay libertad, que ya podemos estudiar, ya podemos salir, así poco a poco esos que ya vivieron con sus patrones, poco a poco empezaron a organizarse a buscarse su terreno, cómo van a vivir porque ya no querían vivir con su patrón, porque no tenían nada: ni casa, ni ropa, ni zapato. Empezaron a organizarse cómo van a vivir, cómo van a salir con su patrón, y poco a poco fueron organizando. A buscar terreno, pero así secreto. Cuando ya lo supo el patrón, pero ya tienen dónde van a vivir. Así quedó.

Por eso fuimos organizando poco a poco, hombres y mujeres, cómo vamos a hacer. Porque el mal gobierno nos tiene explotados, empezamos a buscar así, igual secreto pero organización sin que sepa nadie. Uno por uno empezamos a organizarnos. Ya cuando nos organizamos, donde dijimos que ya basta con el gobierno que ya no queremos más que estamos explotados, ya no queremos patrón. Así fuimos organizando y ya cuando nos levantamos en 94, porque ya vimos todo el sufrimiento. Desde hace tiempo ellos no vivieron en libertad, nuestros papás, nuestros abuelos. Así como ya dijeron que no podían salir a pasear las muchachas, de por si no podían salir, si nos ven platicando con un hombre, alguien te pega. Se casaban pero a fuerza con un hombre mandaba su papá, sin que se habla, sin que se conoce. Así vivían antes. La muchacha no se hablan pero el papá manda, vas a casar ese, vas a casar también, aunque quieres o no lo quieres. Dice que trabaja un año en la casa de la muchacha, ya cuando trabaja un año y ya le lleva la muchacha. Pero a fuerza no es su gusto. Por eso donde lo vieron que ya, ya no queremos ese, queremos que se quede en libertad, queremos que salimos a donde quiera, tenemos derecho.

Ahí donde nos levantamos en 94, no levantamos en armas, cuando se declaró la guerra. Ahí donde supimos también que nosotras, como mujeres, tenemos derechos también, que seamos iguales con los hombres. Y así fue cuando nos levantamos en 94, así como dijo la compañera Yolanda, mucho perdieron su vida en 94, milicianos, insurgentes, perdieron su vida por el mal gobierno. Y hay milicianas que ya están formado en ese tiempo. Ya cuando hubo el levantamiento en 94, ahí donde se declaró más que tenemos derechos también como mujeres. Ahí empezamos a formarnos como mujeres también, empezamos a buscar comités, suplentes de comités, empezamos a formar municipios autónomos. Ya cuando está formado ese, ahí ya trabajan también las mujeres. Tenemos responsables locales de cada comunidad, ellos organizan también las mujeres de trabajar en colectivo, porque el colectivo hacen as mujeres. Ya tenemos un poco de avance en cada comité, todos los compañeros zapatistas que vivimos en la selva trabajamos en colectivo, ya no trabajamos en individual, colectivo hacemos el trabajo, los responsables de los compas, organizan a los otros compas de la comunidad y las compañeras responsables igual organizan a las compañeras. Y ya están trabajando también en el consejo autónomo, de salud, de la educación, ya tenemos educación autónoma. Ahí ya estamos participando, ya tenemos más libertad ahorita como mujeres. Así estamos organizados allá, en la junta de buen gobierno trabajan mujeres también. Nos turnamos ahí, tenemos vigilancia de base de apoyo a ver cómo trabaja el compa de buen gobierno. Si alguno no trabaja bien, lo sacamos lo metemos a otro, si lo hace bien su trabajo ahí está va a trabajar. Si no lo hace bien su trabajo aunque tiene quince días un mes, lo sacamos. No igual como hace el gobierno que sólo quiere su voto sin que hace si trabajo. Aunque ya está ganado su voto pero lo hace como quieres, pero nosotros no. Si un compa que no trabaja bien lo sacamos, buscamos otro. Pero ese si trabaja bien el compa, si, se dilata si trabaja en su cargo. Así estamos organizados allá que orita ya reconocemos nuestro derecho como mujeres.

Así como ustedes también deben organizarse bien como ustedes viven en la ciudad, más sufren. ¿Por qué? Porque todo es comprado aquí, todo es dinero: pagan la luz, pagan el agua, pagan la renta, ustedes no tienen casa. Por eso queremos que vamos a luchar, luchar juntos, unir nuestro pensamiento, no con armas así como dijo la compañera. En la guerra política vamos a dar, si nos unamos, si vamos a unir juntos, si tenemos unidad, igualdad, si lo vamos a lograr lo que queremos.

Por eso nos levantamos en armas en 94, no sólo el de Chiapas. Si sólo nada más de Chiapas, creo que ya está todo bien ahí, ya todo lo que queremos está arreglado pero donde dijimos que nosotros no. Vamos a luchar para todo el mundo, los que quieren luchar con nosotros. Así dijimos cuando nos levantamos en armas en 94, no sólo Chiapas vamos a luchar, vamos a luchar con todos los que quieren luchar. Sean pobres sean ricos, pero si quieren luchar vamos a luchar juntos. Porque bien que sabemos nunca se va a cambiar el gobierno, va a seguir igual. Aunque dice que hace bien ya su trabajo, nunca lo hace. Cuando tiene ganado ya su voto lo hace lo que quiere y nunca se cambia. Pero si nosotros vamos a unir nuestra fuerza, si vamos a organizarnos bien, si vamos a lograr. Porque muchos sufren también en la ciudad. Por eso venimos también, a escuchar su pensamientos, y cómo vivimos también allá. Hasta acá llegamos para ver como luchan también como se organizan también. Lo que queremos es que nos organicemos bien, así como ya están en la otra campaña, no se dejan, ya no se rinden ya, así como nosotros empezamos ya nunca vamos a dejar, nunca vamos a rendir, nunca vamos a vender al gobierno. Porque ya vimos que más de quinientos años nos tiene explotados el mal gobierno ya no queremos más que estemos explotados.

Compañeras así como sufren del trabajo con sus patrones, igual sufrían antes, eso por eso ya no queremos, que pase más. Nosotros queremos que ya vivimos en libertad, ya no queremos que no exploten más los malos gobiernos. Por eso compañeras organicense bien, vamos a luchar juntos, si no nos unimos nuestro fuerza, no vamos a poder pero si unimos nuestro fuerza si podemos hacer lo que queremos compañeras. Porque el mal gobierno nunca nos va a entender y nuca nos va a escuchar, como dijeron en la marcha. Nunca nos escucha, jamás, aunque dices muchas cosas. Por eso compañeras hay que organizarnos más, y así estamos organizados en cada zona, yo estoy de en zona tzeltal, y las demás compañeras son de otras zonas, ya dijeron cómo trabajan también allá ellas. Y ahora nosotros así como les expliqué que ya estamos trabajando también las mujeres de cualquier trabajo ya participan las mujeres, ya estamos igual que los hombre ya nos… ya entendió también que tenemos derechos, que seamos respetados también, ya lo reconoce también los compas, antes no lo reconoce pero orita ya estamos trabajando igual, ya está caminando igual nuestra lucha, par que así podemos luchar con los compañeros.

Es todo compañeros.