Documentación histórica

Intervención de Fuerza Indígena Chinanteca Kia Nan. Oaxaca. (2008)

Las Cuatro Ruedas del Capitalismo: Represión

Fuerza Indígena Chinanteca Kia Nan. Oaxaca

28 de diciembre de 2008

Buenas tardes a cada uno de ustedes. Somos dos los compañeros que vamos a exponer: la compañera que se encuentra allá al fondo y yo.

La participación de la Fuerza Indígena Chinanteca Kia Nan, adherente a La Otra Campaña, regional de la Cuenca del Papaloapan, Oaxaca. Hemos venido a este Festival de la Digna Rabia, convocado por el Ejército Zapatista de Liberación Nacional, los días 26 al 29 de diciembre del 2008, en la Ciudad de México; del 31 al primero de enero del 2009, en Oventic; y del 2 al 5 de enero del 2009, en San Cristóbal de Las Casas, Chiapas.

Compañeros y compañeras, hermanos y hermanas asistentes en este Festival Mundial de la Digna Rabia, en nombre de nuestros hermanos y hermanas de la Fuerza Indígena Chinanteca, les traemos un saludo fraternal y combativo, lleno de coraje, con el corazón abierto. Para compartir experiencias de lucha comunitaria, dentro de las cuatro ruedas del capitalismo que son: desprecio, explotación, despojo y represión.

Con el anhelo de encontrar los caminos de justicia, con la dignidad, para la construcción de una nueva patria, desde abajo y a la izquierda.

1. Tenemos historia de la Fuerza Indígena Chinanteca Kia Nan. Como antecedentes tenemos el surgimiento de la lucha política caciquil en la región de la Chinantla. Especificando: en la comunidad de Santiago Jocotepec, Choapan, Oaxaca, se logró conformar como ayuntamiento municipal constitucional, el 15 de marzo de 1825. Sus autoridades son nombradas por usos y costumbre. Para controlar el poder político, el grupo caciquil, apoyado por el gobierno estatal, a través del agente del Ministerio Público de Choapan, el C. Gustavo Orozco, y su Partido Revolucionario Institucional, PRI, así como un grupo de policías del estado, en forma violenta e ilegal, trasladaron el poder municipal a la comunidad de Montenegro, el 20 de octubre de 1965, quedando la comunidad herida y con rabia por los daños causados.

Por el año de 1995, los campesinos originarios de la comunidad afectada buscaron la relación con el llamado Movimiento Civil con sede en Tuxtepec, con el propósito de rescatar y regresar a la sede original el municipio. Es importante hacer notar los que intervinieron en este conflicto político que son: la clase política del PRI y el PRD, caciques de la región, funcionarios del estado y la fuerza represiva.

Nosotros como comunidades originarias hemos sido afectados en nuestra práctica comunitaria, rompiendo la armonía y la convivencia con el llamado Movimiento Civil, que resultó ser filial al PRD. Que, al final, ambos partidos se unieron para negociar con los malos gobiernos y el grupo caciquil y así golpear nuestra práctica de usos y costumbres que son nuestras formas de gobierno local de las comunidades chinantecas.

Muchas comunidades quedaron sentidas y engañadas, desilusionadas y con desconfianza hacia otras organizaciones sociales y políticas por los atropellos sufridos. Sin embargo, los problemas no terminan. Ahora, las empresas capitalistas son las interesadas en exterminarnos, explotando nuestros recursos naturales de nuestra madre tierra y territorio.

Por el año 2006, se inicia el primer contacto con la comunidad de Santiago Jocotepec, por el colectivo Puente a la Esperanza, de Santa Cruz Xoxocotlán, Oaxaca, ubicada en la región de los Valles Centrales, adherente a La Otra Campaña. Y por esa vía, se obtuvo información sobre la Sexta Declaración de la Selva Lacandona y, a partir de ahí, se inicia el proceso de intercambio de experiencia organizativa y política, empezando por conocernos y escucharnos individual y colectivamente, para tratar de entender la problemática local y regional, así como sus causas, buscando una interpretación colectiva del mismo, tomando en consideración los problemas que nos aquejan en las comunidades.

Se acuerda como una necesidad la creación de una organización regional y mediante una asamblea regional se acuerda el nombre y se denomina Fuerza Indígena Chinanteca Kia Nan el 12 de octubre del año 2007. El cual, dos meses después, se acuerda pertenecer a La Otra Campaña, como organización adherente.

2. Actividades realizadas:

a) Talleres, auto-talleres de diversos temas políticos, con el propósito de generar discusiones, opiniones y cuestionamientos políticos. Tenemos cómo el significado de Procede y Procecom y su implicación con relación a la tenencia de la tierra comunal y ejidal y a la propiedad privada sobre la reforma al Artículo 27 constitucional, en 1992, y sus consecuencias.

La importancia y el rescate de la práctica de los usos y costumbres, como forma comunitaria de convivencia social de las comunidades chinantecas, ante la intromisión del modelo de vida capitalista, que busca la destrucción, explotación, marginación y despojo, con el objetivo de desmantelar lo fundamental de la vida comunitaria.

El papel del Estado como impulsor del proyecto capitalista nacional e internacional en la zona de La Chinantla, como instrumento de control y represión.

b) La Otra Campaña: Interpretación de la Sexta Declaración de la Selva Lacandona en pláticas colectivas. Estudio sobre las declaraciones de la Selva Lacandona, con materiales de apoyo en rotafolio y películas sobre el zapatismo.

c) Asambleas locales regionales de planeación y balance de las actividades realizadas.

d) Denuncias públicas sobre actos de despojos agrarios y de la incursión militar y policial en la región de La Chinantla.

e) Visita para conocer la experiencia zapatista en el encuentro de la comandanta Ramona y las mujeres zapatistas con las mujeres del mundo, en el Caracol La Garrucha, Chiapas, en diciembre de 2007.

f) Intercambio de experiencias entre el campo y la ciudad con las compañeras del Colectivo Zapatista Neza, de la Ciudad de México. La participación en la Red Nacional en Contra de la Represión y el despojo en la Ciudad de México, Tlaxcala y Puebla.

g) La participación en la Caravana nacional e internacional en solidaridad con las comunidades zapatistas en el Caracol de La Garrucha, Chiapas, en agosto de 2008.

h) Aniversario de la Fuerza Indígena Chinanteca Kia Nan, el 11 y 12 de octubre del 2008, en la atención médica de la Brigada de Salud Zapatista del Valle de México, Colectivo de Salud y Colectivo Zapatista Neza, con la presencia de un integrante de la Revista Rebeldía, el Colectivo Neza Norte, la presencia de estudiantes de la CU y un adherente individual.

i) La participación de la Fuerza Indígena Chinanteca en el plantón de Molino de Flores, en apoyo a los presos políticos de Atenco, del 20 al 26 de octubre del 2008.

j) La segunda participación en la brigada médica, apoyada por parte de la Brigada de Salud Zapatista del Valle de México, los días 14, 15 y 16 de noviembre.

Se llevó a cabo un taller sobre derechos agrarios y asesoramiento en la región de La Chinantla, por la licenciada Bárbara Zamora y el Licenciado Santos, los días 20 y 21 de noviembre del 2008.

 

Esta parte de la historia y de los trabajos organizativos de la Fuerza Indígena Chinanteca y el Colectivo Puente a la Esperanza.

3. Resistencia de las comunidades de la región de La Chinantla, en contra del despojo de la madre tierra y su territorio en Santiago Jocotepec, Santa María Jacatepec, Ayotzintepec y Usila. Encontramos a las siguientes comunidades: San Agustín, perteneciente al municipio de Santa María Jacatepec, Tuxtepec, Oaxaca. Lleva resistiendo más de ocho meses, al no aceptar la reserva ecológica, las reservas del río, así como los proyectos de ecoturismo. Ha interpuesto un amparo, con el apoyo y asesoramiento de la Licenciada Bárbara Zamora, para la defensa de la madre tierra y sus recursos naturales, que abarca la cantidad de mil 765 hectáreas de montaña.

Playa Limón. En la defensa de la madre tierra y territorio, que tiene una superficie de 3 mil hectáreas de montañas. También ha interpuesto un amparo en contra de la imposición de las reservas ecológicas, reserva de los ríos y del ecoturismo, por parte de la Semarnat, Conafor y apoyado por la Procuraduría Agraria.

San Vicente Arroyo Jabalí. Apoyado por la Fuerza Indígena Chinanteca, evita la apertura de la explotación de un yacimiento que contiene oro, plata, cobre, zinc, que quiere iniciar la empresa Tecomilco, con sede en Guadalajara, Jalisco. Cuyo gerente es Modesto González Barragán. La tierra que podría ser afectada por la apertura de la mina de dicho yacimiento sería de 26 mil 400 hectáreas de montaña, donde se encuentran 20 asentamientos comunales y ejidales. La explotación y saqueo por las empresas estaría asegurada por 50 años, ya que la concesión ha sido otorgada a la empresa por el gobierno federal.

Soledad de Juárez. Está resistiendo la reserva ecológica, ya que mediante asamblea general acordó no pertenecer a dicho programa de las reservas ecológicas, ecoturismo y reserva de los ríos. Resistiendo con esto el despojo de mil 369 hectáreas de montaña por parte de la Semarnat, Conafor y Ecoprode, apoyados asimismo por la Procuraduría Agraria.

La comunidad de Ojo de Agua, perteneciente al municipio de Santiago Jocotepec, Choapan, Oaxaca, lleva resistiendo ocho años. Durante ese periodo ha sido despojado de mil 800 hectáreas de tierra, por el cacique Indalecio Jarquín Méndez, apoyado por el gobierno estatal, municipal, así como de guardias blancas y policías del estado.

La comunidad de San Antonio las Palmas, Jocotepec, Choapan, Oaxaca, se encuentra resistiendo durante dos años, al no aceptar la imposición de las reservas ecológicas, reserva de los ríos y el ecoturismo, que pretende imponer la Semarnat, Conafor y la Procuraduría Agraria.

La comunidad de Rosario Ibarra, en el municipio de Tuxtepec, Oaxaca. Lleva resistiendo durante más de 20 años en lucha y en la defensa de la madre tierra y territorio. Desde el año de 1988, antes de las reformas del Artículo 27 Constitucional de 1992, no fue integrado el expediente de dotación de ejido por la cantidad de 400 hectáreas de tierra, solicitada en 1990, antes de que entrara en vigor la reforma. Por lo que antes de la reforma mencionada, las autoridades competentes negaron la solicitud de dotación.

Hoy día, las autoridades municipales de Tuxtepec quieren reconocer a la comunidad de Rosario Ibarra como una colonia, más no como comunidad chinanteca. Con el claro fin de favorecer a la empresa paraestatal Inmobiliaria Industrial del Papaloapan SA de CV, integrada por los multimillonarios de Tuxtepec y del gobierno estatal de Oaxaca, asociados con las empresas trasnacionales.

Así como esta comunidad de Rosario Ibarra existen muchas otras comunidades en resistencia en la Cuenca del Papaloapan, en defensa y en contra del despojo de la madre Tierra. Paso el micrófono a la compañera.

 

Con todo respeto, les voy a pedir su paciencia, voy a leer despacio. Cuentan nuestros abuelos y abuelas que un pueblo, una comunidad, no puede avanzar si no conoce, escribe y enseña su historia. Entonces, esto ha sido el resultado como Fuerza Indígena Chinanteca. Voy a empezar por contar esta historia.

1. La historia de las comunidades originarias chinantecas. La nación chinanteca ocupa, desde la antigüedad, en el territorio que comprende al sur, los distritos de Tuxtepec y Choapan, al norte los distritos de Cuicatlán, Ixtlán y Villa Alta. La superficie es un aproximado de 461 mil hectáreas. El área cubierta por bosques, asciende a 248 mil 146 hectáreas. El más grande que existe en nuestro país.

Y rico en sus recursos naturales, como fauna: con 93 especies de anfibios, 520 especies de aves, 260 especies de reptiles. Flora: con 250 productos clasificados como frutas, raíces, hojas, resinas, gomas, ceras, cortezas, hongos; 201 especies de plantas medicinales; 142 especies de plantas comestibles; 58 especies para cestería y otras de ornato. Minerales: oro, plata, cobre, zinc, hierro, carbono, uranio, petróleo e incluyendo el agua.

La Chinantla se dice que tiene más de mil 700 años de vida. La palabra Chinantla proviene del primer fundador que se llamó Kia Nan, que significa hombre grande y bondadoso. En otro sentido, mío, de ustedes, de nosotros, de todos. Los nahuas le denominaron Chinanclan. Y después de la invasión española, los españoles le denominaron Chinantla.

Otra versión de La Chinantla es Chinamil, que significa lugar cercado o encerrado, haciendo referencia a la gran red de montañas que rodea y protege a esta región selvática. Es decir, lugar cercado de comunidades y serranías.

Se piensa que durante más de 300 años, las comunidades chinantecas desarrollaron una organización política, religiosa y militar que lucharon por mantener el control de la estrategia de la región y sus riquezas naturales. Ante los embates de los conquistadores zapotecos, mixtecos, mixes y aztecas, La Chinantla quedó bajo el dominio de Moctezuma, en el año de 1455.

El imperio azteca tuvo su guarnición en Tuxtepec, donde los chinantecos tuvieron que pagar tributos. Alrededor del año de 1464, parte de la gran Chinantla no aguantó más el yugo mexica, rebelándose. Y se desplazó a las montañas más altas que, hoy en día, es la región de Choapan, formada por un grupo conocido como los guatinicamanes.

2. Referencia de la problemática de la nación chinanteca. Las instituciones federales y estatales, comenzando por la Semarnat, en 1997, inician gestiones ante el Fondo Mundial del Medio Ambiente, para hacer estudios en la región de La Chinantla, por su importancia en sus recursos naturales: agua, carbono, y materiales genéticos.

La Chinantla es considerada la tercera extensión de selva húmeda más importante del país y del mundo, después de la Selva Lacandona, en Chiapas, y los Chimalapas, en Oaxaca. En México, existen infinidad de ecosistemas que brindan importantes beneficios y hay zonas consideradas como prioritarias, tales como las montañas de Guerrero, las montañas en los Tuxtlas, de Veracruz, y las montañas de La Chinantla, en Oaxaca. Éstas últimas están integradas por 14 municipios y 308 comunidades.

Los objetivos del proyecto de manejo integrado de ecosistema, en las tres regiones, son: mantener el 80 por ciento de bosques intocables, mantener la biodiversidad existente y mejorar la calidad y disponibilidad del agua, para el mercado mundial.

En el año de 1999, se prepararon proyectos gubernamentales destructivos de gran alcance, para el despojo de las tierras y no para lo que pregonaban: la conservación de la biodiversidad y desarrollo sustentable de la región chinanteca. Por el año del 2002, inician los proyectos con 37 municipios. Dentro de ellos, los municipios de Valle Nacional, San Felipe Usila, San Pedro Yolox, San José Chiltepec, Ayotzintepec, Santa María Jacatepec, Chiltepec y Santiago Jocotepec.

La riqueza natural en manos de los ejidatarios y comuneros, en el territorio nacional, cuenta con una superficie aproximada de un millón 964 mil 248 kilómetros cuadrados. Es decir, abarca aproximadamente, el 75 por ciento del territorio nacional. Las comunidades originarias están compuestas por 29 mil 942 núcleos agrarios, 27 mil 664 ejidos y 2 mil 278 comunidades.

Lo que significa que la mayoría de los recursos naturales de la nación se encuentran en manos de comuneros y ejidatarios. En la zona de reserva, con estudio de factibilidad en La Chinantla, uno de los proyectos considerados de los más ambicioso del mundo, es impulsado por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, PNUD, integrado por Estados Unidos, China e Indonesia, que tiene como objetivo conservar, en La Chinantla, 260 mil hectáreas de montañas.

Esto según el informe de la coordinación regional del Programa Manejo Integrado de Ecosistemas, por el señor José Leonardo Hernández Montiel, publicado en el periódico Noticias “Voz e imagen de la Cuenca”, donde declara que hasta el momento, lleva conservando 60 mil hectáreas de montañas y ya están certificadas. Por lo que, según sus planes, aún le faltan 200 mil hectáreas, para convertirlas en reserva ecológica. Este programa está financiado —por sus siglas en inglés— GEF que es el Fondo Mundial para el Medio Ambiente.

3. Ecoturismo, turismo de aventura, turismo cultural y turismo especializado. El corredor turístico de La Chinantla está integrado por los municipios que son: San Felipe Usila, San Juan Bautista, Valle Nacional, Santa María Jacatepec, San José Chiltepec, Tuxtepec, Santiago Jocotepec y Ayotzintepec.

Dentro de ellos se han identificado 38 sitios naturales, agrupados en trece circuitos con atracción ecoturística, que son: Cuenca alta y cuenca baja de los ríos de Usila, Cerro Tortuga, Montenegro, Valle Nacional, San Felipe de León, Cerro Marín, Cerro Armadillo Grande, Nueva Málsaga, Ayotzintepec, Santa María Jacatepec, San José Río Manso, San Isidro Naranjal, Tuxtepec y Cerro Chango.

4. Problemática actual en la región chinanteca. La Chinantla es declarada Área Prioritaria para la Conservación y el Desarrollo Sustentable, por su importancia biológica a nivel nacional y mundial. Los proyectos de Manejo Integral de Ecosistemas, Semarnat, y Conafor, ha iniciado los despojos y la privatización de nuestra madre tierra y territorio, en el municipio de San Felipe Usila, con 26 mil hectáreas de montañas, dentro de la reserva ecológica. San Agustín, con mil 765 hectáreas de montañas en reserva. Playa Limón con 3 mil hectáreas de montañas en reserva. Soledad de Juárez con mil 369 hectáreas de montañas y Mata de Caña con 3 mil 900 hectáreas de montañas. Son parte de las comunidades que están dentro de las reservas ecológicas, así como las reservas de los ríos y el ecoturismo, entre otros.

5. Los engaños de los malos gobiernos federal, estatal y municipal y de las empresas privadas. Con la reforma del Artículo 27 Constitucional, en 1992, y la promulgación de la nueva Ley Agraria, con personalidad jurídica alejada de las comunidades indígenas, cabe mencionar que la Procuraduría Agraria, como órgano de gobierno, incide de manera directa en la toma de decisiones en las asambleas de los ejidos y comunidades. Cuando, en realidad, debe ser un órgano de observación y no violar la propia ley que la rige. Porque son los propios ejidatarios y comuneros quienes deben de tomar sus propias decisiones en sus asambleas comunitarias, como máxima autoridad.

La Comisión Nacional de Áreas Protegidas extiende a las comunidades en reserva ecológica un certificado de reconocimiento, por haber donado voluntariamente montañas para la reserva ecológica, tal es el caso de San Agustín, del municipio de Santa María Jacatepec, Tuxtepec, Oaxaca. Donde les han extendido un certificado de reconocimiento por haber donado voluntariamente la cantidad de mil 765 hectáreas.

Las asambleas de comuneros y ejidatarios, con presencia de diversos funcionarios ajenos a la comunidad, realiza la actualización de los reglamentos internos de las comunidades y ejidos, a favor y beneficio de las empresas y de las mismas dependencias. Los ejes de atención son ambientales, productivos y económicos, para el mercado mundial.

Organismos del sistema de gobierno mexicano que participan en estos despojos: Por parte de Secretarías son: Semarnat, Conafor, Conagua, Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas y Manejo Integrado de Ecosistemas. Instituciones: Colegio de Posgraduados, UNAM, Universidad Autónoma de Chapingo, Cidir, Instituto Politécnico Nacional en Oaxaca. Sector civil: Conserva AC, Ecoprode SC, Fundación Comunitaria Oaxaca, Metodus SC, Mesófilo AC.

6. Organismos Internacionales: Foro Mundial del Medio Ambiente (GEF, por sus siglas en inglés), Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, que integran Estados Unidos, China e Indonesia.

7. Problemática de la región: Despojo de tierras y territorio en las comunidades y ejidos.

Procede y Procecom en las comunidades y ejidos:

a) Desinforma y malinforma a las comunidades y ejidos.

b) Engaña que va a resolver los problemas de los linderos

c) Altera las actas y los planos de las comunidades y ejidos

d) Crea áreas de reserva ecológica, reserva de los ríos y el ecoturismo

e) Implementa programas como Proárbol

8. Consecuencias:

1. Desintegración del tejido social

2. Despojo de la madre tierra y su territorio.

3. Privatización de los recursos naturales

4. Violación a los derechos agrarios

5. División entre las comunidades y ejidos a través de los recursos económicos.

6. Creación de grupos paramilitares, entrenados por la AFI, a través de la Profepa.

9. Resultados:

a) Migración masiva

b) Pérdida de identidad y sus valores ancestrales

c) Expropiación de terreno y sitios sagrados

d) Cambio de uso de la tierra

e) Venta masiva de tierra

f) Conflicto entre comunidades y ejidos y al interior de éstas

g) Desprecio, despojo, explotación y represión

h) Muerte en las comunidades y ejidos.

Bueno, y como decía al principio, como resultado del trabajo de Fuerza Indígena Chinanteca que es como hemos empezado, como fuerza, a escribir nuestra propia historia. Y como otra actividad más es que apenas se pudo imprimir ya el primer calendario chinanteco. Es una parte, todavía falta todavía, porque apenas lo estamos escribiendo pero ya lo tenemos por acá.

Para terminar, decimos: ¡No al despojo de las tierras ejidales y comunales! ¡Alto a la represión en las comunidades indígenas de México y el mundo! ¡Alto al hostigamiento y encarcelamiento de los adherentes nacionales e internacionales de La Otra Campaña! ¡Fuera el ejército del territorio zapatista! ¡Libertad a los presos políticos de México y el mundo! ¡Vivan las mujeres en rebeldía en México y el mundo! ¡Viva el movimiento en rebeldía de los compañeros en Grecia! ¡Viva el Ejército Zapatista de Liberación Nacional! ¡Viva la Comandancia General del Ejército Zapatista de Liberación Nacional! ¡Viva el Foro Mundial de la Digna Rabia! ¡Viva la Fuerza Indígena Chinanteca! ¡Viva el Subcomandante Insurgente Marcos!

Muchas gracias.