Documentación histórica

Comunicado COCOPA. 21 Nov. 1998

Centro de Convenciones El Carmen.

En términos de lo convenido con ustedes durante nuestro breve encuentro del día 20 de los corrientes, nos dirigimos a esa delegación mediante comunicación pública para expresarles lo siguiente:

1. Después de casi dos años de intensos esfuerzos por lograr una entrevista con ustedes, el 6 de Noviembre conocemos su respuesta favorable para celebrar dos sesiones en la Ciudad de San Cristóbal: una el día 20 de Noviembre de 1998, a las 18:00 horas y otra, el día 22 de Noviembre de 1998 a la misma hora. En ese comunicado se nos enteró que en las mismas fechas se celebraría otro encuentro con la llamada sociedad civil: desde entonces ustedes afirmaron que ambas reuniones se celebrarían “independientes del encuentro del EZLN con la Sociedad Civil”. En ese mismo texto a nombre de CCRI del EZLN, nos demandaron los siguientes compromisos:

- Garantizar la seguridad y bienestar en el traslado y estancia de los delegados de la comandancia zapatista.

- La participación del Comité Internacional de la Cruz Roja, así como legisladores miembros de la COCOPA para los “traslados de ida y vuelta”.

- Recoger a los comandantes en los lugares y fecha indicadas en el propio comunicado.

- En la estancia, “un cinturón de la Cruz Roja Internacional, además del de la Sociedad Civil”.

- Lugar para el encuentro Cocopa-EZLN, conseguido y acondicionado por la Cocopa.

- Todas las facilidades necesarias para la delegación durante su viaje y estancia, y

- Construir y mantener condiciones estables de seguridad que permitan encuentros directos entre la Cocopa y la dirección zapatista.

En el citado texto se hacen algunas caracterizaciones del encuentro, así como valoraciones que es importante recordar:

- “La ausencia de una instancia de mediación para el diálogo (...) imposibilita el definir un canal estable y confiable para el intercambio de comunicación oficial”.

- “El encuentro será directo, sin intermediarios”.

- Durante el encuentro Cocopa-EZLN, “la opinión pública nacional e internacional, así como la sociedad civil (serán) garantes de la seguridad de los Delegados zapatistas”.

2. El mismo día del que fue enterado del comunicado, la Cocopa respondió afirmativamente a la convocatoria para el encuentro y se comprometió a realizar las gestiones ante las instancias correspondientes para el cumplimiento de las condiciones que se nos demandaron.

3. Llegado el día de traslado de las delegaciones, la Cocopa había cumplido cabalmente con los compromisos previamente aceptados, no sin reconocer que, en lo relativo a algunas cuestiones de carácter logístico, sufrimos cierta demora por la falta de “un canal estable y confiable” que nos informara con precisión el número de delegados que se esperaban, así como otros requerimientos que no eran de naturaleza pública.

4. A pesar de que, a petición del propio EZLN, se convino de que nuestros encuentros fueran independientes de los que se realizarían con la sociedad civil, el día 20 de Noviembre recibimos una fuerte presión de un grupo de manifestantes de ésta exigiendo a la Cocopa, tanto nuestro acompañamiento, como el de la Cruz Roja Internacional para trasladar a la Delegación zapatista al acta inaugural de su evento en el Teatro de la Ciudad. No obstante de que el compromiso requerido -además de la característica de la independencia- era proporcionar este dispositivo solamente para los “traslados de ida y de vuelta.” A pesar de ello, aceptamos el compromiso de hacer gestiones para su movilidad en la ciudad con las condiciones de seguridad solicitadas.

5. En medio de este ambiente, se realizó la entrevista, tal como lo habíamos previsto, el día de ayer en el lugar y hora convenidos. El desarrollo de la entrevista, después de casi dos años de no tener contacto alguno, lamentablemente no tuvo ni el clima ni las actitudes deseadas, mucho menos los resultados esperados. En voz del Comandante Tacho, se nos leyó un comunicado cuyo contenido ya es público y que, por el tono y contenido no podemos dejar sin respuesta:

I. Rechazamos enérgicamente la acusación de que no hemos cumplido nuestra palabra. Cuando ustedes llegaron a San Cristóbal, el lugar de hospedaje estaba disponible: la falta oportuna de algunos accesorios se debió a la imprecisión de las demandas por parte de su enlace con la sociedad civil y a la extemporaneidad con que algunos otros nos fueron requeridos: los “miserables catres y colchonetas” independientemente de las literas con colchón previamente instaladas, tienen exactamente las mismas características que los que se utilizaron en diversos encuentros durante más de un año de negociaciones en San Andrés Larráinzar. Por otro lado, la línea telefónica ya funcionaba la noche del día en que arribó la delegación: el fax había sido entregado previamente y las condiciones del local eran similares a los anteriores encuentros.

II. Queremos decirles que la comprobación mediante facturas y notas de remisión de los 10 mil pesos en calidad de fondo revolvente, que se entregaron inicialmente para alimentación, no obedecen “al estilo de las viejas mañas” sino a dos cosas: primero, a una solicitud expresa que por escrito nos hizo su enlace para que se hiciera de ese modo (tenemos prueba documental) y por la otra, a la práctica que esta Comisión siempre ha tenido que comprobar puntualmente al Congreso de la Unión los recursos que se nos asignan.

III. En relación a que en los anteriores encuentros con la Cocopa “habían cinturones de policía desarmada para evitar atentados de cualquier tipo y ahora en cambio no hay nada que garantice la seguridad zapatista” les respondemos que si en esta ocasión no se encontraron con ese tipo de protección, fue precisamente porque ustedes así lo quisieron. Nos atenemos en este particular a su comunicado del 4 de Noviembre en el que textualmente nos dicen: “en la estancia será necesario un cinturón de seguridad de la Cruz Roja Internacional además de la Sociedad Civil. Hemos revisado acuciosamente su extenso comunicado y una y otra vez encontramos que ninguna parte nos hacen el requerimiento específico de policía desarmado. De la redacción del comunicado se desprende que el adverbio “además” limita la seguridad a esas dos organizaciones y excluye la participación de cualquiera otra en los cinturones. A pesar de ello, esta demanda que nos aparece en sus peticiones originales ya fue satisfecha a partir de las 14 horas el día de hoy.

IV. Ninguna persona que se respete a sí misma puede aceptar el calificativo de “racista” que nos endilgan a todos y cada uno de los miembros de esta comisión, por tanto, lo rechazamos enérgicamente, al igual que los juicios de “falta de seriedad, de respeto y irresponsabilidad con que acompañan esa expresión. El trato que la Cocopa ha brindado particularmente a la delegación zapatista siempre ha sido de mayor respeto y consideración a pesar de que el suyo hacia nosotros no siempre ha correspondido al que reciben. Sería conveniente con relación a este hecho que revisaran uno de sus recientes comunicados en el que nos aseguran que si el gobierno federal trata mal a esta comisión, ustedes no harían lo mismo. Han fallado a su palabra, a pesar del valor moral que ustedes le conceden a ella.

V. En relación con su demanda de que expliquemos públicamente nuestra actitud, esperamos que los términos de la presente los dejan satisfechas y pongan en claro nuestras razones y actitudes, tanto a ustedes como a la opinión nacional e internacional. En relación de la pretensión de “abandonar a esa posición que va en contra de mandato que le encomendó el Congreso de la Unión y el pueblo de México, de ayudar a construir la paz justa y digna” queremos recordarles que ha sido precisamente esta comisión la que con hechos ha acreditado reiteradamente su interés por la paz a costo de toda, incluso de su propia imagen, porque hemos estimado como superior a nosotros mismos el valor de la paz. Les recordamos también que en el pasado les insistimos consistentemente durante casi dos años sobre la necesidad de encontrarnos para avanzar en ese objetivo, justamente porque sabemos que en ningún proceso de naturaleza semejante a este, una parte rompe con las instancias facilitadoras del diálogo y mucho menos, le da trato de contraparte. Nosotros no somos sus enemigos, ni es una instancia que representamos a la que declararon la guerra a pesar de estas tercas “angustias” como llaman ustedes a nuestro interés por la paz. Ha sido el EZLN el que sistemáticamente se ha negado a hablar con nosotros ubicándonos en el mismo rango de su adversario.

A propósito de eso último, la Cocopa desea reiterar su invariable compromiso con la paz y la infinita paciencia que mantendremos para buscarla afanosamente. Estamos dispuestos a pasar por alto el agravio, independientemente de donde venga siempre y cuando tengamos la certeza de que el rumbo y que nuestras acciones de dirigen a una paz verdadera sin pretextos ni dilaciones.

Finalmente, les reiteramos nuestra disposición y encontramos el día y la hora precisos para nuestro segundo encuentro si ustedes así lo desean, siempre y cuando ustedes se comprometan a formalizar un diálogo serio, respetuoso y constructivo. De darse este segundo encuentro, aspiramos a que en el pudiéramos hablar y discutir no de las cuestiones superficiales que nos separan, sino de las preocupaciones de fondo que son las que a ustedes los mantienen vigentes de su lucha y a nosotros firmes en nuestra búsqueda de la paz.

Si están dispuestos a un diálogo con estas características, les pedimos que nos lo hagan saber por el medio que ustedes mismos eligieran. Si no están dispuestos a celebrar con la Cocopa un diálogo así nos ponemos a sus órdenes para trasladarlos a su lugar de origen el día y la hora que lo deseen con nuestro compromiso invariable de otorgarles las mismas condiciones de seguridad con las que fueron traídos hasta este lugar.

Atentamente,
Por la Comisión de Concordia y Pacificación

DIP. JAVIER GUERRERO GARCÍA, Presidente.
SEN. BENIGNO ALADRO FERNÁNDEZ.
SEN. LUIS ÁLVAREZ ÁLVAREZ
SEN. PABLO SALAZAR MENDIGUCHÍA
SEN. CARLOS PAYAN VELVER
SEN. IGINIO MARTÍNEZ MIRANDA
DIP. FRANCISCO JAVIER GIL CASTAÑEDA
DIP. FELIPE DE JESÚS VICENCIO ÁLVAREZ
DIP. CARLOS ORSOE MORALES VÁSQUEZ
DIP. AURORA BAZÁN LÓPEZ
DIP. GILBERTO LÓPEZ Y RIVAS
DIP. JOSÉ LUIS LÓPEZ
DIP. MARÍA DE LA SOLEDAD BALTAZAR SEGURA
DIP. RICARDO CANTÚ GARZA
DIP. FERNANDO CORREA SUÁREZ
LIC. ROBERTO FUENTES DOMÍNGUEZ


Fuente: Archivo CedoZ